Tartas

Una tarta de chocolate, especialmente mágica

Tarta de chocolate

Con esta última receta, una Tarta de chocolate mágica, ponemos el broche final a mi semana más especial del año…Esta tarta es ideal para todos los amantes del chocolate, y en cualquier evento tus invitados se quedarán encantados con ella…¿Qué es una Tarta mágica? Pues básicamente un preparado de harina, leche, mantequilla y huevos, pero que al hornear todos estos ingredientes a muy baja temperatura conseguimos un efecto triple mágico: capa de flan, capa de crema y capa de bizcocho. Entre los consejos esenciales para que esta tarta os salga perfecta están los siguientes: hornear siempre a 150º no más de 55 minutos, y dejar que solidifique durante dos horas en el frigorífico.

Tarta de chocolate

  • Raciones: 8-10
  • Hora: 60 mins
  • Dificultad: fácil
  • Imprimir

Ingredientes para la Tarta de chocolate (receta adaptada de Pop Sugar)

4 huevos

Una cucharada de agua

Una pizca de sal

Una cucharadita de extracto de vainilla

6 cucharaditas de cacao en polvo puro

Una cucharadita de vinagre

170 gr. de azúcar extrafino

120 gr. de mantequilla

127 gr. de harina

474 ml. de leche

Como hacer  la Tarta de chocolate, mágica

Tarta mágica de chocolate

Precalentamos el horno a 150º y preparamos un molde de 24 cm. de diámetro, engrasado y con papel vegetal en el fondo.

En el bol de la batidora o robot de cocina batimos las yemas con el azúcar y la cucharada de agua durante 5 minutos, o hasta que tenga una textura blanquecina y esponjosa.

Derretimos la mantequilla, la dejamos templar y la añadimos al preparado anterior, batimos 2 minutos más.

Juntamos la harina, el cacao en polvo y la sal a la mezcla en tres veces, batiendo a baja velocidad, continuamos batiendo otro par de minutos.

Mezclamos el extracto de vainilla con la leche y lo vamos agregando poco a poco sin parar de batir, mezclamos bien hasta que obtengamos una mezcla homogénea.

En otro bol aparte batimos las claras hasta que estén a punto de nieve, y las agregamos en varias veces al preparado, siempre a mano con la ayuda de una espátula o varillas, lentamente apenas para integrar, la masa ha de quedar grumosa.

Vertemos la mezcla en el molde y llevamos al horno durante 55 minutos, la tarta ha de quedar con una costra ligeramente dorada pero si vemos que se quema en exceso colocaremos un papel de aluminio encima.

Pasado el tiempo de horneado, sacamos nuestra tarta de chocolate del horno, la dejamos templar una media hora y la llevamos al frigorífico durante un mínimo de dos horas. Este paso es importantísimo ya que si no lo haces la tarta se partirá al desmoldarla. Una vez que la tarta haya solidificado, con la ayuda de una espátula la desmoldamos y la decoramos al gusto.

Feliz día queridos seguidores, espero vuestras sugerencias y comentarios.